Herding, pastoreo deportivo
Desarrollar el instinto natural del perro, trabajar la comunicación corporal y enseñar el respeto por el ganado son los pilares del herding.

La búsqueda del perro pastor por excelencia siempre ha sido una necesidad entre los ganaderos. La disciplina se desarrolló en la década de 1870 en la zona de Inglaterra, Irlanda, Escocia y Gales, cuando debido a la intensa ganadería de la época, era necesario definir una serie de razas para desarrollar estas actividades. A partir de ahí se organizó la primera competición oficial, que se realizó en 1873 en Gales, y fue el precedente para el desarrollo de las actuales ligas del norte de Europa

El herding es el pastoreo pero enfocado al deporte y no al trabajo.  Consiste en demostrar las habilidades del pastor y su perro para mover ganado. Este deporte surgió hacia el 1800 en Nueva Zelanda y aunque al principio eran desafíos entre pastores para ver quién tenía los mejores perros, fue creciendo poco a poco y extendiéndose a países como Canadá, Australia, Reino Unido, Irlanda, Sudáfrica,.... Cuando dejó de ser una competencia entre pastores y se convirtió en un deporte canino, se hizo muy popular entre aficionados a las razas de perros pastores y se extendió por el resto del mundo. No es el deporte canino más popular pero es muy interesante para quienes disfrutan de las actividades al aire libre y tienen perros pastores.

El herding consiste en demostrar las habilidades de pastoreo de los perros mediante pruebas muy vistosas y divertidas que pretenden simular la realidad de una forma más llamativa para el público. El perro debe seguir las instrucciones de su guía para llevar de un lado a otro al ganado o incluso para guiarlo por una carrera de obstáculos.

En esencia, el ‘herding’ es la disciplina que combina perros, ovejas y personas, y en la que se trabaja diferentes aspectos para conseguir una ‘coreografía’ perfecta entre los tres. El objetivo es enseñar al perro de pastor a controlar el rebaño, desarrollar el instinto natural del can, trabajar la comunicación corporal y enseñar el respeto al ganado.



Razas de perros, pastoreo deportivo


Cualquier raza de perros pastores es adecuada para practicar este deporte: pastores alemanes, australianos, ingleses, belgas, collies o corgis por citar algunos. Son perros inteligentes, activos y muy unidos al ser humano. Son fáciles de adiestrar, son grandes guardianes y tienen una energía física inagotable.

Aunque cada raza de perro puede tener su estilo personal para guiar al ganado, se agrupan en dos grandes categorías:

- Taloneros (heelers): muerden los talones del ganado para dirigirlo, usándose usualmente para pastorear vacas. Los corgis son algunos de los que pertenecen a este grupo.

- Cabeceros (headers): dirigen al ganado con movimientos de cabeza y con la mirada. Se usan para dirigir ovejas y patos. El border collie es el ejemplo más claro de los pertenecientes a esta categoría.


Border Collie


El Herding es una de las disciplinas más emocionantes para un perro pastor. El Border Collie siente placer al acechar; la posibilidad de acechar le produce placer, ¡una satisfacción interna mucho más placentera que el mejor de los premios! Debido a este refuerzo interno tan potente, el Border Collie busca constantemente desarrollar esta pauta en su dia a dia. Corre y rodea para poder volver a acechar. Esta pauta lleva a un control constante por parte del perro con las ovejas y, en consecuencia, la capacidad de conducir el ganado hacia el pastor de manera natural, cualidad que se valora mucho en el trabajo de campo. Esta información, en el caso de que no busquemos un perro para ganado, nos puede llevar a replantearnos la idea de acoger un border collie en una ciudad, llena de ovejas que echan humo y de patos de dos ruedas.

Los Border Collie son perros muy apreciados por su gran agilidad y versatilidad. Su potencialidad se basa en su forma de querer aprender constantemente, por eso siempre se habla de su gran inteligencia, además de por su forma de empujar el rebaño con solo la mirada. También las razas de Kelpies de origen australiano, el Pastor Vasco, el Pastor Catalán o gos d'atura o el Pastor del Pirineo son utilizadas, entre otras. La genética tiene un peso importante en este aspecto, no solo por el hecho de ser un perro de pastor significa que tenga instinto, suele suceder que el perro no lo tenga o no se le despierte.

El pastoreo, por definición, es la disciplina que gestiona estas pautas motoras, poniéndoles nombre (órdenes) y activándolas y desactivándolas según lo requerido. Un buen criador es el que selecciona a los individuos más aptos para dicha función, y un buen adiestrador es el que sabe gestionar mejor las pautas motoras.

El herding es un deporte muy divertido, vistoso y completo tanto como para el perro como para el guía, aparte de que se refuerza mucho el vínculo con la persona. Han salido grandes campeones del mundo de los lugares donde más se practica, como Cataluña y País Vasco.

Boletín informativo

Suscríbete si quieres recibir información sobre cursos y salidas

Canal YouTube

Próximos eventos

facebook es